domingo

LA SOLEDAD - Última parte


LA SOLEDAD

ÚLTIMA PARTE

-La soledad es curable- dijo, y todos se callaron al mismo tiempo. Rápidamente le pasaron el micrófono.

-La soledad es curable... y yo trabajo para eso.

-Debe ser psicóloga- dijo Gustavo Lapolla en voz baja.

-O monja- Sugirió Salem.

-Para mi que es una prostituta - arriesgó Capazzo- y le voy a dar su ración.

-Aflojen, muchachos- intervino Aon-, es sólo una resentida encubierta-. La mujer siguió hablando:

-Yo soy la presidente del círculo de "Solos y Solas". Trabajamos ahí, para hacer desaparecer la soledad. Organizamos salidas, reuniones, y hasta tenemos un boliche bailable.

-Se, se, yo lo conozco, se llama" Mal acompañado". Queda frente a la catedral- aseguró Carmelo Capazzo, con cara de detective sin caso.

-No idiota, eso es un cabaret- lo corrigió Salem.

-Siga por favor- la convidó Lapolla- no le haga caso a estos tarados.

La dama concluyó diciendo:

-...cada unión, cada acierto es un paso más hacia el final de nuestra actividad. Esa es nuestra paradoja.

De pronto, el respetuoso silencio que reinaba en la sala se vio profanado.

-Ustedes roban con la desgracia del otro- gritó uno desde el fondo- Yo conocí a una mina ahí, y a los días me dejó. Son una farsa. La estúpida dijo que no le gustaba mi olor a pata, ni mis ruidos, ni que yo dejara la dentadura en un vaso para que no se me empaste cuando como el puré. Ustedes son unos cínicos.

-Bueno, bueno, calmémonos todos- pedía Aon, viendo que empezaban todos a gritar al mismo tiempo.

-¿Y cuándo viene la Sole?- preguntó el de barba, con una caja de vino en la mano.

Pasó un largo rato hasta que todos se calmaron. Finalmente, alguien habló:

-¿Puedo decir algo?- preguntó un flaco alto de lentes grandes. Como el muchacho parecía nervioso, Martín Aon pidió silencio, y le dijo que hablara tranquilo, que todos lo escuchaban.

-Bueno, gracias. Ehh, yo pienso que la soledad es algo más grande y más complejo que un grupo de gente contando sus penas. Yo no creo, con todo respeto, que se cure bailando ni hablando con personas desconocidas pero unidas por el nombre de la entidad que los congrega. La soledad, me parece, es algo mucho más profundo, más serio; es algo muy real.

-Como el envido- soltó Salem.

-Buenísimo- lo felicitó Capazzo, y chocó su mano contra la de él. Nadie se rió. El flaco alto se dio vuelta y se fue hacia el fondo.

El clima estaba muy tenso. Muy tenso. El Licenciado Gustavo Lapolla informó que había llegado la última parte de la charla, y que el público podía preguntar lo que quisiera. Salem fue el primero:

-¡Después de acá, a donde vamos?

-A "Mal Acompañado"- propuso Capazzo.

Lapolla los fusiló con la mirada, es decir, con su media mirada, y le hizo señas disimuladas a Martín Aon, avisándole que se le había bajado el cierre de su pantalón. Aon asintió con la cabeza, le guiñó un ojo...y lo dejó como estaba. Alejo Salem, que se quería ir, tosió, escupió y luego se dirigió a la concurrencia:

-Bueno...a ver...¿qué quieren?

Las preguntas llovieron todas juntas: ¿La soledad se cura o no? ¿Hay que suicidarse? ¿Se puede manipular ese estado? ¿Es un sentimiento? ¿Se puede sacar provecho para la creación artística? ¿che, quién se cagó? ¿Es o no es bueno que el hombre está solo? ¿Existe la no-soledad? ¿Es un estado? ¿Una actitud? ¿Un concepto? ¿Y Dios, qué onda? ¿Soledad es sinónimo de tristeza? ¿Adónde hay un quiosco?

La morocha de la primera fila fue la que formuló la pregunta que acabaría con la reunión: ¿Ustedes cuatro, son casados?

Tumulto arriba y abajo del escenario.

No vale la pena narrar los pormenores del final de la charla debate, que, para muchos, fue una pérdida de tiempo. Pero que para los cuatro oradores no lo fue, aunque por diversos motivos.

Carmelo Capazzo dijo que la charla fue ideal para capturar a la morocha que le gustaba a Aon, y así vengar un antiguo pleito de polleras.

Alejo Salem se manifestó satisfecho con los resultados, mientras que explicaba, sin ahorrar señas, su encuentro con la rubia tetona.

El licenciado Gustavo Lapolla expresó que, en realidad, los resultados dependían de la mirada con que se los enfoque, mientras seguía poniéndose hielo en un ojo y pasándose un anillo de oro frotado por el otro, para curar un orzuelo que venía asomando.

Para Martín Aon, el balance fue positivo: aprovechó para llenar la solicitud e ingresar al círculo de Solos Y Solas, lugar del que -según afirman- no egresará jamás.

No obstante las diferencias, todos coincidieron en citar la frase que alguna vez acuñara la Licenciada Barquín, intentando rechazar con elegancia a un candidato demasiado insistente: "...Para nosotros, la soledad, es el perfume de nuestra esencia..."



28 Comentaron sin empacho:

Viviuska dijo...

Quizá la mayor equivocación acerca de la soledad es que cada cuál va por el mundo creyendo ser el único que la padece...

Martín Aon dijo...

VIVIUSKA, creo que anda acertada.
Esto me recuerda a una frase muy común con que algunas personas se definen: "soy solo/a", mandan.
En lugar de decir que están solos, lo que me lleva a otra frase muy conocida, con la que termino el comentario: no es lo mismo ser que estar (si, el domingo me tiene invicto de originalidad).
Gracias por participar y no dejarme solo.
Un beso.

Viviuska dijo...

Martín, es así. Hace unos días publiqué en mi blog una caricatura de Sendra, cuyo título era: Señor solitario busca señora solitaria para no darle pelota...

El humor ante todo. :)

Enigma dijo...

Lindo el tratado sobre la soledad, con algunas groserías muy divertidas. Este cuarteto me hizo acordar a lo que dice Dolina respecto a que todo lo que hace un hombre es para levantarse minas.
Le dejo un solo y solitario beso.

IRENE (www.myspace.com/irenegarvaz) dijo...

No todos llevan la soledad de igual manera. Algunas la disfrutan y otros la padecen como si fuera la mayor de las pestes. Muchos, como dicen las amigas aca, se autotitulan "solos", cual una chapa de profesional en la puerta de casa.
Esta la soledad elegida, la involuntaria...pero lo que seria bueno es que aquellos que no eligieron estar solos, lo vivan lo mejor posible.

Enigma, citaste algo genial de Dolina: Todo lo que hacen los hombres es para levantarse minas...sin ninguna duda jajaja!

Martin, un lujo tenerlo, leerlo, padecerlo, disfrutarlo, criticarlo, admirarlo...y acompañarlo, para q no se sienta solo. Besos!!

Siberia dijo...

A mí la soledad no me asusta. Me asusta perderlo a él, me asusta perder su amor. Pero no estar sola. ¡Tantas veces he estado sola! Y si encima en esos ratos de soledad puedes reírte y pasar un rato agradable leyendo cosas como las que usted escribe, pues ni te cuento.

Pero hoy no tengo ganas de alagarlo, no vaya usted a creérselo demasiado. Es más, puede que de ahora en adelante sea al señor Salem a quien alabe. XD

Un fuerte abrazo y no tarde usted en escribir, por favor.

babylonia dijo...

Cuántas veces acompañada en soledad...Porque la soledad no sólo se vive, se pude sentir nada más...lo felicito Aón...

Martín Aon dijo...

VIVIUSKA, estuve en su Blog. Excelente lo de Sendra. El humor ante todo, usted lo ha dicho.

ENIGMA si este tratado le pareció lindo, entonces puede llegara odiar el otro texto del Concepto DFyD, conocido como TRATADO SOBRE MUJERES. Si bienes cierto que pertenece a otra época (acaso más machista), ahí hay casi un culto a la frase del admirado Dolina.
Me gustó su beso solitario. Pareció un beso a lo Soriano: Triste, solitario y final.

AMIGA IRENE. Debo decir que si por alguien no va a haber soledad en esta choza es por usted, Irene.
Por leer, padecer, disfrutar, criticar, admirar, acompañar, alentar, insistir, persistir y manifestar su afecto, muchas gracias.

SIBERIA, a mi la soledad no me perturba en absoluto. De hecho, hace años que no siento aburrimiento. Hay tantas cosas para hacer y disfrutar cuando uno está solo…
En otro orden de cosas, Siberia, ya sabía yo que más temprano que tarde usted iba a dejar de quererme.
Era una cuestión de tiempo nomás hasta que se diera cuenta. Déjeme decirle algo: tiene razón!.
Un beso grande.

BABYLONIA, o cuántas veces en compañía de la soledad…
Gracias por hacer que estemos un rato menos solos.
Saludos Baby.

Alejo Salem dijo...

Buéh...
No contento cn la falsa denuncia sobre mi persona que devino en mi acutal condición, publica este evento y amenaza con el Tratado sobre mujeres, como si tal cosa...
Aon, lo suyo perdió hace mucho la poca elegancia que supo imitar.

Lo que me resulta más incomprensible aún es la caterva que lo secunda; pero bueno, cada uno quema el tiempo como mejor le parece. Con todo respeto, eh.

Saludos insuficientes.

IRENE dijo...

Ehhh..q eso de "caterva"??? cuide sus palabrejas Sr Salem..y mejor visite mas su refugio q lo tiene bastante abandonadito.

Viviuska dijo...

Bueh..., no contento ni conforme con disentir con Aon, se dedica a menospreciar a sus lectores/comentaristas llamándonos "caterva".
Salem intenta llamar la atención y la caterva de Aon le da el gusto.

Alejo Salem dijo...

Según la R.A.E., "caterva" es una multitud desorganizada.
Personalmente, no le adjunté ningñun epíteto peyorativo, por lo que no entiendo la ofuscación.

Irene, si algo caracteriza a mis palabrejas, es el descuido.

Viviuska, más que contento o conforme estoy orgulloso de disentir con Aon.

No así con este desfachatado alzamiento que devino de mi comentario.


Saludos por duplicado, para no confundir.

Siberia dijo...

Sr. Salem, es cierto que caterva quiere decir multitud de personas sin concierto, pero tiene una segunda acepción que es la de multitud sin valor o importancia que aunque tampoco sea peyorativa -yo al menos no lo veo así - debe ser la que Viviuska e Irene creyeron entender. Por eso estoy de acuerdo con lo que responde con toda cortesía. El que nos llame caterva no es menospreciativo, primero porque es evidente que la acepción de la que usted habla es la primera y en eso tiene toda la razón del mundo. Aquí y en la mayoría de blogs por no decir en todos la multitud - cuando la hay - está sin concierto alguno. Así que en todo caso el Sr. Martín debería estar contento por tener en su blog una multitud de lectores y comentaristas. ¡Ya quisiera más de uno! Así que estimado Sr. Salem, que sí, se equivocan los que han creído leer un calificativo despectivo. Nada más lejos de la realidad. Estoy totalmente de acuerdo con usted a pesar de que yo - al menos de momento - no disienta del Sr. Aón.

XD

Un beso fuerte para ambos.

Martín Aon dijo...

ALEJE SALEM debería estar contento si publico el Tratado sobre mujeres en lugar de la Subasta de solteros, que remite a cuando nuestro estado civil era ese y usted hacía todo lo que el resto supone.
¿Qué parte no comprende de las personas que participan de esta choza? ¿qué sean respetuosas o que sean buena gente?
Salem, reconcíliese un poco con la vida; la misma es muy breve para andar quemando el tiempo -como usted dice- en renegadas por acá y allá.

IRENE , el Blog de Salem no es su refugio, es su aguantadero, conocido también como el palacio de la desidia.
Otro tema. Cuando guste me envía por mail eso que me dijo.

VIVIUSKA , Salem sabe que los escándalos dan rating. Está acostumbrado a ver los programas de chimentos de la tarde.
Gracias por estar ahí, atenta a todo.

ALEJE SALEM II esto sí es quemar el tiempo.

SIBERIA.
En primer lugar, por supuesto que estoy contento con las personas que leen y participan de este lugar. Usted es una de ellas y sabe que me alegra que ande por acá contando sus rituales y opiniones.
En segundo término, me siento en el caso de decirle – por qué no, advertirle- que si le da mucho la razón a Salem su vida va a terminar siento una tortura.
Al principio no lo notará, pero con el correr del tiempo se encontrará en una extraña posición de aduladora despreciada. Él hace eso, recluta adeptos para que lo festejen mientras él los descalifica por considerarlos inferiores o por creer insuficientes los halagos.
Hágase un favor y cuídese.
La tercera cuestión, además de ser la última, es también la más breve: le agradezco como siempre su interesante y entretenida participación.

Blanca dijo...

la soledad es una mierda se mire por donde se mire
Menos mal que yo tengo amigos como tú.

Y menos mal que estaba ese joven flaco con gafas porque vaya pandilla que estáis hechos.
xd

Un abrazo.

torero!

Siberia dijo...

Estimado Aoncito: Pues claro que ando siempre por aquí con mis opiniones y rituales. Con lo bien que me lo paso aquí..

Pero ¿no cree usted que exagera un poco respecto del señor Salem? Vale, no comparte mucho- bueno nada - sus opiniones, pero de ahí a que tenga yo que estar alerta porque será al final una tortura...

Además yo soy muy difícil de conquistar, aunque todo el mundo diga lo contrario. Hoy sin ir más lejos nuestra querida Blanca me ha dicho que soy boba - la verdad es que me lo dice muchas veces - porque siempre pienso bien de la gente y me creo todo lo que dicen y patatín y patatán. Un auténtico sermón, vaya. Si no fuera porque la quiero tanto...

De todas formas, tomo nota de su advertencia y me andaré con cuidado. Vamos que estaré "ojo avizor" para no caer en sus redes.

Alejo Salem dijo...

Bueno, parece que el titular del blog no estaba muerto, como lo hace sospechar su prosa y su ausencia.
Sepa,Aon, que las condiciones de "buena gente" y "respetuosas" de la peluquería virtual y ambulante que han montado las chicas es lo que llama mi atención. Jamás lo vi cerca de personas capaces de portar tales características.
Y no creo que usted se haya redimido, ciertamente, por lo que tal cercanía me resulta llamativa.

Por otra parte, lo que podría avergonzarme ya lo he purgado; y usted es libre de publicar la porquería que se le ocurra, como ya nos ha demostrado.

Si sigo visitando este lugar es porque mis limitaciones tecnológicas me impiden ver el blog de Andrés Jairo y el de Daniel Luján.


Siberia, Viviuska e Irene: no le hagan caso a Aon, es un fabulador.





Saludos felices e independientes.

IRENE dijo...

Amiguisimo Martin, ya inaugure, mire. Aproveche la fecha patria y me declare la Independencia.
UD ESTA LINKEADO!!! Faltaba mas, tenerlo a ud es un lujo.

SALEM. entiendo q la palabra no es peyorativa, no hace falta. Ud es todo peyorativo...para q necesita palabrejas???

Besos AON!!!! MUCHOS!

Adalberto Remo dijo...

Martín excelente y original el relato de los solteros, me divertí mucho que, creo, es el objetivo del post, porque la soledad es un accidente, más que un estado. Digo, por aquello de que, "es mejor estar sólo que mal acompañado."
Saludos. Adal.

Viviuska dijo...

A Salem le gusta el protagonismo, y desliza siempre como al pasar, casi como quien no quiere, alguna frase que abre el debate, la polémica, la contestación.
Alejo sus dificultades tecnológicas puede subsanarlas en cualquier locutorio o cyber de MDQ y/o aledaños, ahora sus ansias de debate disfrazadas de oraciones en los comentarios ya la tiene cubierta acá. Siempre y cuándo considere a estas comentaristas dignas de debatir con Ud.

Siberia dijo...

Estimado - bueno, ya no tanto - Sr. Salem:

O bien no ha leído la extensa parrafada - sí admito que es una parrafada en su acepción: trozo largo y pesado de charla- que a usted y solamente a usted le dirijo en la que le doy la razón con una más que adecuada cortesía en su apreciación sobre el término “caterva” que alguna alarma provocó, o bien como me advierte el Sr. Aon, a usted una vez lo halagan, hala, se olvida.

Así que le conmino a que ahora mismo deshaga el entuerto. Da igual como sea, pero va usted y me da las gracias por tan amable comentario, o me dice que soy maravillosa o cualquier otra galantería que se le ocurra, incluso aceptaría con agrado una lisonja bellamente escrita.

Si no lo hace ¡Voto a bríos! que no he de alabarle jamás de los jamases y que mi única simpatía, respeto y admiración será únicamente para el Sr. Aon.

¡Dios mío! Si mi madre leyera este comentario dejaría al instante de ensalzarme con su tan repetido " que dolceta eres" - traducido "que dulcecita eres"-

Ya ven la que están liando.

Alejo Salem dijo...

Viviuska: mis limitaciones se deben a la privación de mi libertad. Hay un ciber cerca, pero las rejas me impiden salir. Agradézcale a Aon y su fraguada denuncia por plagio.
Y lo mio no es sed de protagonismo. Hace muchos años le prometí a Martín que yo iba a dormir la siesta a la sombra de su gloria. No hago más que cumplir mi promesa.


Siberia: no es de comedido, pero gracias por sus lindas y numerosas palabras de apoyo. Ahora que me amenazó veo las cosas con más claridad.
De cualquier manera, lo que si me gustó mucho fueron sus palabras en el otro blog.


Irene: siento que todo eso lindo que se estaba gestando entre nosotros se quiebra un poco...



Saludos por partida triple.

Alejo Salem dijo...

Volví.
Viviuska, yo se que usted es lectora de Aon y que hasta le guarda un afecto.
Yo ya pasé esas tristes etapas. Encontré que sus lectoras son más inteligentes que el autor.
Y aquí me tiene, en sórdidas charlas sin sentido.


Saludos particulares.

Viviuska dijo...

Alejo, lo entiendo, la privación de su libertad (por decisión propia o de terceros, allá ud.) lo lleva a entablar estas "sórdidas charlas". Aprovéchelas hombre, esto no pasa por una cuestión de inteligencia sino de afinidades.

IRENE dijo...

SALEM.. no se quiebra nada. Ud y yo nos estamos conociendo y aprendiendo el idioma del otro. Intentemos hablar un poco mas...Aflojemos la soga y vera como las cosas se acomodan.

Besos enormes!!!!

Siberia dijo...

Sr. Alejo Más me gustaron sus palabras a mí. Ya ve. Soy, aparte de bromas, fiel seguidora suya.

Anita dijo...

Don Aon: sabe ud q mi segundo nombre es Soledad?...y muchas veecs llegue a pensar q ese nombre me condiciona...muchas veces me siento en ese estado...

Muy bueno su relato, como todos los anteriores, no decepciona nunca ud.

Mis cariños y disculpas por pasar tarde

Palbo dijo...

Aborrezco a los spammers.